"Este curso ha sido para mí un nuevo despertar"

El pasado fin de semana, los días 16, 17 y 18 de enero, estuvimos presentes, en Granada, más de 60 jóvenes provenientes de cinco Diócesis del sur de España, con la finalidad de participar en el Curso Base de los Centinelas de la Mañana. Entre ellos, 19 jóvenes de nuestra Diócesis de Cartagena junto al Delegado de Pastoral Juvenil, Antonio Jiménez Amor.

Pero, ¿Quiénes son los Centinelas de la Mañana?

Todos los jóvenes cristianos estamos llamados a ser centinelas allí donde estemos, en nuestro ambiente cotidiano, en nuestra parroquia, con nuestros amigos, en el trabajo, con los compañeros del instituto, la universidad… Se trata de llevar la alegría del Evangelio a todo aquel con el que nos encontremos.

¿De qué forma estamos invitados a evangelizar?

A finales de 1998, nace en Verona (Italia) de manos de un sacerdote diocesano D. Andrea Brugnoli y una seglar Chiara Facce, una serie de iniciativas con las que responder ante las dificultades para hacer llegar el Evangelio a los más jóvenes en nuestros tiempos. Vivimos en una sociedad cada vez más secularizada por lo que no es difícil encontrar a jóvenes que jamás han tenido un encuentro verdadero con Jesús, o peor aún, que no han oído hablar nunca de él más allá de que fue un personaje histórico. Está claro que los “métodos” antiguos ya no valen, no podemos seguir esperando que los jóvenes se acerquen por sí solos a nuestras parroquias, es hora de actuar y salir fuera. Nos encontramos ante una sociedad diferente, con nuevas y diversas necesidades. Estamos hablando, por tanto, de hacer un primer anuncio, una <<Nueva Evangelización>> que conlleva actuar de una forma diferente, más activa y de “puertas para a fuera”, redescubrir la parroquia como una red de apoyo que llega mucho más allá de las paredes del templo y que requiere un protagonismo y compromiso mucho mayor de los laicos.

Mi vivencia personal

Como una de las participantes de nuestra diócesis en este curso, puedo decir que ha sido una experiencia maravillosa y muy enriquecedora. Me ha encantado la manera en la que Chiara y D. Andrea han visualizado esta nueva evangelización (cambio de mentalidad) y la gran capacidad que tienen para llevar el mensaje de Cristo a los jóvenes de una forma clara, directa y jovial. Este curso ha sido para mí un nuevo despertar ante la realidad diocesana y una renovación de mi compromiso como bautizada. Salgo con mucha fuerza, ganas e ilusión por comenzar nuevos proyectos que permitan a otros jóvenes encontrarse cara a cara con Cristo. No me queda otra, no tengo más remedio que compartir con otros la alegría desbordante de conocer a Jesucristo, aquel que es el centro luminoso de mi vida.

Invito a todos aquellos jóvenes, que se sientan fuertemente comprometidos con la tarea del Apostolado, a que pongan sus dones y su fuerza al servicio de esta hermosa tarea.

En palabras del Papa Juan Pablo II: “Queridos jóvenes, ¡a vosotros os corresponde ser los centinelas de la mañana (cf. Is 21, 11-12) que anuncian la llegada del sol que es Cristo resucitado!”

 

Raquel López.

Coordinadora seglar del equipo de Antorcha y Centinelas.